Cómo mantener una buena relación con un colaborador freelance

Contenido

Un freelance es una excelente opción a la hora de sumar talento en la empresa. Conoce cómo mantener relaciones duraderas con un colaborador externo en la siguiente nota de blog.

Cada vez es más común relacionarse con freelances en diferentes áreas profesionales. De acuerdo a diversos estudios, prácticamente un 50 % de los millennials hoy son freelance o autónomos.

Existen diferentes razones para ello, por un lado, son muchas las personas que les gusta gozar de flexibilidad laboral, mientras que otros están conscientes de que es una buena manera de conseguir ingresos adicionales.

En definitiva, cuando se encuentra un colaborador con grandes capacidades y una conducta profesional, lo normal es que queramos fomentar y mantener la relación a largo plazo. Por eso decidimos mostrarte algunos puntos que pueden ayudar a mantener una buena relación con un colaborador freelance.

Presentar al freelancer al equipo de trabajo

Si el colaborador trabajará en conjunto con tu equipo de trabajo, lo primero que debes hacer es comprobar que podrán trabajar juntos y de manera efectiva.

Lo cierto es que no todas las personas tienen la misma capacidad de socializar y trabajar bien en equipo. En muchos casos es posible encontrar personas que son más eficientes cuando trabajan solos.

Pero si además, no hay una presentación de los miembros desde el inicio, la intención de hacer equipo será mínima. La cosa es que la presentación puede mejorar las intenciones iniciales del freelancer y su capacidad de hacer equipo.

Luego, al trabajar juntos y conocerse, las relaciones se fortalecerán y cada participante tendrá sus funciones y tareas correspondientes, lo importante es que cada uno pueda respetar las ideas, conocimientos y pensamientos de los otros al momento de trabajar.

Hacer requerimientos con detalle y precisión

Si quieres un trabajo bien hecho tomate todo el tiempo necesario para indicar y especificar al colaborador que es lo que quieres, además, asegúrate que este entienda en detalle tus requerimientos.

Si este entiende con claridad, tu proyecto será exitoso y disminuirán las probabilidades de sufrir contratiempos y aumentar los costes por inconvenientes.

Una comunicación clara con el freelance es fundamental para el éxito de un proyecto. De igual forma, es importante considerar un tiempo real para realizar el trabajo, no hacer que el freelance trabaje bajo presión, por el contrario, evaluar las posibilidades de contratiempos y colocar una fecha límite adecuada.

Utiliza sistemas de gestión de incidencias apropiados

Hay programas especializados para la gestión de equipos, pero considera que para un freelance, el escenario podría implicar manejar unas 20 herramientas de gestión distintas a razón de las preferencias de cada cliente. Por eso, lo mejor es preguntar si ha manejado la que usas o hacer una mínima inducción.

Y si no tienes sistemas de gestión, es apropiado idear uno mínimo viable con Excel o Google Sheet.

Una manera simple de llevar el control es crear diferentes documentos de Excel, uno para cada tarea y compartirlo, sin embargo, en donde solo tú como administrador puedas editar la información.  Existen diferentes maneras de hacer que el trabajo de tu freelance sea más sencillo, si sabes que es lo que quieres.

Comunicación clara en ambas partes

Contar con múltiples líneas de comunicación es especial para una relación laboral adecuada. Es importante que sepas escuchar lo que tu freelance tiene para decir, así como también debes poder responder acorde a las interrogantes que este tenga.

Ambas partes deben estar dispuestos a llevar una comunicación efectiva, tanto a preguntar como a responder todo lo que sea necesario para que el proyecto se lleve a cabo.

Motivar y entusiasmar

Es importante conocer qué condiciones se necesitan para que el colaborador se entusiasme para hacer un excelente trabajo. Es fundamental que se sienta valorado.

Confiar en su experiencia

Seguramente tu colaborador es un profesional con grandes habilidades y experiencia, y lo más probable es que lo sepa por la alta demanda que tiene. Por lo general son los mismos colaboradores quienes deciden con quién trabajar.

Es fundamental dejarlo trabajar, permitirle hacer su trabajo sin controlar su progreso en cada paso que da. De lo contrario es muy probable que no se sienta cómodo realizando el trabajo, puede sentir que no se tiene confianza en sus capacidades.

Lectura recomendada: 👉 ¿Primer día como líder? Guía básica para implementar un buen liderazgo y no fracasar en el intento

Mantener el contacto

Al finalizar el proyecto es importante mantener las conexiones y comunicación con el colaborador. Por supuesto no tiene que ser una comunicación constante, pero si de vez en cuando contactarte y saber cómo está.

Esperamos que estas ideas te sirvan para mejorar y mantener buenas relaciones con tus freelancers y que sigan siendo una pieza clave de tu equipo de trabajo.

Post relacionados