¿Qué es el clima laboral de una empresa?

Contenido

El clima laboral dentro de una empresa es de gran importancia para su funcionamiento, pues define en cierta forma la motivación y rendimiento de quienes laboran dentro de ella. Además, aprender a medirlo adecuadamente, te será de utilidad para establecer estrategias que ayuden a mejorar o para sacarle el máximo provecho.

¿Sabías que el clima laboral se puede medir? Si no lo sabías, aquí aprenderás a hacerlo y cuáles son sus principales beneficios. ¡No esperes más! Lee toda la información que hemos recabado para ti.

¿Qué es el clima laboral?

En primer lugar es importante definirlo, el clima laboral en una empresa se puede determinar como el conjunto de condiciones tanto físicas como emocionales que rodean el entorno social de los empleados.

Este factor define el ambiente de trabajo y con ello podría venir la satisfacción o insatisfacción que sienta una persona al momento de realizar su labor. Y, como una cosa lleva a la otra, si la persona se siente satisfecha es muy probable que haga su trabajo con mayor ánimo, lo que se traduce en productividad.

Partiendo de lo explicado, es necesario que el departamento de recursos humanos se encargue de fomentar este clima con la mayor calidad posible. Pero para hacerlo, se requiere primero medir en qué nivel se encuentra actualmente para a partir de allí establecer las estrategias a seguir.

Formas de medirlo

Para medir el clima laboral no solo hay que tener en cuenta la opinión de los empleados, sino que es necesario evaluar los diferentes factores tangibles e intangibles que rodean a la empresa. Por ejemplo, la relación entre el empleado y su cargo, las remuneraciones e incentivos que se dan, así como la comunicación que se establece con su líder.

A continuación te presentaremos una lista de los elementos que se deben tomar en cuenta.

Tangibles: Cosas físicas y palpables que pueden hacer el trabajo más agradable.

  • Remuneración económica (salarios, bonos, primas, entre otros).
  • Recursos ofrecidos a la persona para realizar su labor y la comodidad que esto le puede otorgar.
  • Elementos externos como la iluminación de la oficina, las corrientes de aire que en ella circulan, la seguridad que le da a quien en ella labora, entre otros.

Intangibles: Elementos que no se pueden tocar, pero que afectan en el estado de ánimo y forma de actuar de la persona.

  • Comunicación con sus compañeros, en caso de tenerlo.
  • Contacto con el personaje de liderazgo y las maneras en las que se reciben las directrices.
  • Grado de motivación y compromiso de los empleados.
  • Relaciones interpersonales.
Beneficios de un buen clima laboral

Medir de manera práctica los indicadores que te mencionamos anteriormente pueden ayudarte a mejorar el clima laboral en el que se desenvuelve tu personal. Una vez que esto cambie, de seguro los beneficios que empezarás a experimentar serán perceptibles tanto a nivel de ambiente como en lo físico con respecto a la productividad.

Algunos de los beneficios más destacables de contar con un buen ambiente laboral son los siguientes:

  • Los empleados se empiezan a vincular tanto con la empresa que desarrollan un sentido de pertenecía con respecto a ella. Se identifican con su marca y con los valores que promueve.
  • Motivación, acompañada de una buena gestión que permita el repartimiento equilibrado de las tareas para trabajar todos en un mismo fin común.
  • Se desarrolla el reconocimiento por parte de los jefes, que es la capacidad de reconocer y aplaudir los logros en equipo, lo cual genera satisfacción en todo el personal.
  • Se establecen relaciones de aceptación, respeto y armonía entre los compañeros. Son mucho más sanas y productivas para todos.
  • El trabajador empieza a sentirse cómodo en su espacio de trabajo, lo cual se traduce una sensación de bienestar que le permitirá desenvolverse mejor.
  • Si la compensación es buena, claramente habrá mayor motivación para cumplir las metas de manera adecuada.
  • Si se propone oportunidades de desarrollo, es probable que el empleado busque siempre especializarse para ir escalando otros rangos.

Herramientas para medirlo efectivamente

Existen diferentes formas de medir el clima laboral, sin embargo, aquí te diremos las más efectivas y sencillas de realizar.

  • Entrevistas: Pueden ser individuales o grupales, lo importante es intentar conocer las percepciones de los trabajadores sobre sus condiciones de trabajo.
  • Observación: El jefe debe evaluar cómo los empleados trabajan y su rendimiento para identificar su compromiso con el mismo.
  • Focos grupales: Evaluaciones en las que un moderador hace preguntas a un circulo de 12 personas máximos sobre cómo se sienten con la organización.
  • Encuestas: Efectivas para medir tendencias en forma general.

También puedes usar el nuevo software de encuestas de Bizneo HR, que te permitirán definir adecuadamente las preguntas a realizar y establecerlas como plantillas.

Post relacionados