Fortalezas y debilidades más comunes durante la entrevista laboral

Contenido

Considerando que tanto el personal de recursos humanos como los reclutadores de personal de una empresa deben estar capacitados para hacer una identificación efectiva de fortalezas y debilidades profesionales que tiene una persona, hablemos de entrevistas.

Fortalezas profesionales más buscadas

Podemos describir las fortalezas como las capacidades con las que cuenta un individuo, y que por sus características son capaces de potenciar sus aptitudes para la realización de alguna actividad específica.

En general, cada persona cuenta con fortalezas diferentes, y para cada área laboral se requieren habilidades específicas

Los reclutadores de cada área deben estar en capacidad de reconocer las habilidades y debilidades con las que cuenta una persona, y si estas son acordes al puesto de trabajo al que quiere optar.

Puntualidad

Ser puntual es una fortaleza que toda empresa valora en sus empleados. Un trabajador que se caracteriza por ser puntual es capaz de transmitir confianza tanto al empleador como a sus colegas.

Una persona puntual no solo llega temprano al trabajo, sino que es capaz de responder con la entrega de sus trabajos en el momento indicado, así como también es capaz de responder a las inquietudes de colegas y jefes adecuadamente en el tiempo previsto.

Honestidad

Más que una fortaleza es un valor que se busca en toda persona, que un postulante sea capaz de presentarse frente al entrevistador con honestidad y transparencia, diciendo lo que realmente piensa y no que la otra persona desea escuchar tiene mucho valor.

En este sentido el reclutador estará seguro de que la persona es sincera y que podrá desenvolverse adecuadamente en el entorno laboral.

Si, por el contrario, el entrevistador identifica alguna mentira durante la entrevista, puede que no considere la experiencia y calificación que tenga esta para el puesto, y de un punto negativo para su contratación.

Cuando se señala que se identifiquen mentiras, no se trata de la omisión de información, puede que este pasara por alto algo por los nervios o simplemente por no prepararse para ello. No obstante, no es lo mismo cuando la persona cambia la versión de algo para no salir perjudicado.

Capacidad de análisis y respuesta

La capacidad de análisis y la búsqueda de respuestas rápidas es una fortaleza muy valorada en cualquier entorno laboral. Una persona que sepa como solucionar inconvenientes a pesar de su nivel de experiencia o que busque la manera de dar una respuesta eficiente tiene ventajas frente al reclutador.

Proactividad

La proactividad o automotivación es otra característica que vale la pena valorar, ya que una persona que sea capaz de realizar su trabajo, ser disciplinado y buscar soluciones a diferentes situaciones sin necesidad de que un supervisor esté presente en todo momento, será eficiente en su puesto de trabajo.

Capacidad de trabajar en equipo

En general las empresas trabajan con equipos conformados por diferentes profesionales, por lo que es esencial que los empleados sepan adaptarse y llevarse bien con otros empleados, tanto en la comunicación diaria como en el flujo de trabajo y división de actividades sin que su trabajo individual se vea afectado.

Especialización

La especialización en un área específica es esencial si la persona desea aplicar por un puesto específico en donde sean requeridos conocimientos en concreto.
Debilidades comunes en una entrevista laboral

Habilidades duras

Los reclutadores suelen buscar habilidades duras, específicas en ciertas áreas de trabajo como por ejemplo, el conocimiento o manejo de programas informativos, dominio de diferentes idiomas, certificación en manejo de maquinarias, etc.

Habilidades interpersonales

Entre las debilidades más comunes identificadas en las entrevistas de trabajo, se encuentra el miedo de presentarse o hablar en público, confianza en sí mismo, timidez para trabajar en equipo, entre otras. No obstante, estas son habilidades que se pueden trabajar para que las personas superen sus dificultades.

Los reclutadores deben estar preparados para captar las fortalezas y debilidades profesionales de los candidatos a entrevistar.

Actualmente existen diferentes sistemas de reclutamiento que permiten captar automáticamente y con un margen de error muy bajo las fortalezas y debilidades de una persona. En este sentido, solo las personas realmente capacitadas se presentarán para optar por el puesto.

Esperamos que este post te haya resultado útil. De igual forma te invitamos a continuar leyendo otros artículos y aprender un poco más junto a nosotros.

Post relacionados